Ciencia y Futuro

Bienvenidos a MasLibertad

Torrejón de Ardoz

Areas de Ciencias

Ciencia y Futuro

Los Orígenes de Todo

Vida y Evolución

El Cambio Climático de la Tierra

Física y Relatividad

La Energía

La Crisis Energética

Usos de la Energía

Orígenes de la Energía

La Electricidad

El Motor de las Dinamos

La Energía Nuclear

Una Oportunidad para el Cambio

La Energía Nuclear y el Accidente de Chernobil

Ciudades en el Espacio

Teoría de La Gran Onda y el Omniverso

Lansi: Idioma Universal

Vida Natural

Utilidades y Herramientas

Documentales y Libros

Áreas de Religión

Economía y Política

La Última Página

Datos de Usuario

AnónimoEntrar

Datos de Pagina

Toda la Energía del Universo surgió del Big Bang, pero al cabo de millones de años la encontramos en muy diferentes fuentes

Creada30-01-2008
Modificada26-05-2015
Total Visitas10708
Mayo551
Abril439
Marzo618
Febrero579
Media Mensual441

El Origen de la Energía

El Origen de TODA la energía del Universo es el Big Bang. En el momento en que se produjo en Big Bang se creó toda la energía de nuestro universo.

Desde entonces la energía ni se crea ni se destruye, sólo se transforma.

Se concentra en el corazón de las estrellas, se convierte en partículas que forman átomos y moléculas. Genera fuerzas que dirigen y alteran la materia. Se convierte en calor. Se almacena en los grandes átomos radiactivos, en enlaces químicos moleculares, se transforma en electricidad, pero de una u otra forma toda la energía de nuestro universo tiene el mismo origen, aunque al cabo de miles de millones de años podemos encontrarla y extraerla de muy diversas fuentes.

Combustibles fósiles

Pozos petrolíferos El combustible de los vehículos es, en su mayor parte, combustible fósil refinado. Se extrae de campos petrolíferos y se lleva a refinerías donde se convierte en gasolina o gasoil.

La cantidad de Petróleo que hay enterrado en el subsuelo es suficiente para mantener el consumo actual mundial durante bastantes décadas.

Sé que a muchos les sorprenderá este dato. Desde hace cuarenta años se está diciendo continuamente que sólo queda petróleo para los próximos veinte años, y eso mismo vengo oyendo desde la crisis del petróleo en el año 1973.
Lo que ocurre es que una cosa son las reservas reales y otra las reservas que son rentables. Mientras el precio del crudo era de 5$, solo se contaban las reservas cuya extracción costase menos de ese precio, pero conforme el precio del crudo va aumentando cada vez hay más explotaciones que resultan rentables, de ahí que el conjunto de las reservas mundiales "rentables" siga aumentando en vez de disminuir.

No obstante, sí es cierto que cada vez será más cara la extracción de petróleo.
Será más cara por dos razones:

  1. Cada vez hay más países que inician el proceso de industrialización y esto aumentará la demanda, por lo que, mientras más demanda haya, más subirá el precio del petróleo y sus derivados.
  2. Conforme se agota un yacimiento, hay que buscar otro. En este momento tenemos localizados miles de nuevos yacimientos que nunca han sido explotados, y de entre ellos se elegirán aquellos que sean más fáciles y baratos de explotar. Hay yacimientos que a 50$ el barril no son rentables, pero si el precio del barril sube a 100$ SÍ serán rentables.
    Pero una vez en explotación, si el precio del petróleo bajase de ese precio la explotación dejaría de ser rentable y tendría que cerrar. De esa forma se reduciría la oferta y el precio del petróleo, volverá a subir, llegando de forma espontánea al equilibrio que la economía exija, y ese equilibrio nunca descenderá de ese nivel mientras no se encuentren otras fuentes energéticas más baratas o mejores que sustituyan al petróleo.

De ello se puede deducir que el consumo de combustibles fósiles aún se puede mantener, e incluso aumentar, durante años, pero el precio será cada vez mayor.

Pero la realidad no siempre coincide con lo deseable.

Los combustibles fósiles son cada vez más caros, lo cual es malo, pero lo peor es que son contaminantes en su origen, su transformación, su transporte y su consumo.

La Naturaleza puede asimilar una determinada cantidad de contaminación pero no, desde luego, los niveles alcanzados en el último siglo.

En mi opinión hay que encontrar fuentes energéticas más económicas y limpias. Una vez que las encontremos empezaremos a consumir cada vez menos petróleo, lo cual forzará una reducción de su precio y el consiguiente cierre de los yacimientos menos rentables y a la larga la industria petrolífera, sin llegar a desaparecer, quedará reducida a un nivel muy inferior al actual. Y a ese nivel, cuando por fin lo alcancemos, la contaminación producida por los combustibles fósiles será tan reducida como no lo ha sido nunca en los últimos 150 años.

Biocombustibles

GirasolesLos biocombustibles se generan a base de convertir gran cantidad de materia vegetal en productos susceptibles de ser utilizados en motores de combustión.

Los procesos de conversión son complejos y caros, por lo que el precio del Biodiesel, por ejemplo, es aún mayor que el del diesel normal. En realidad, cultivar vegetales para producir biodiesel no es rentable, y ningún agricultor en su sano juicio lo haría, pero el estado, en su afán por ampliar la oferta de combustibles ecológicos, subvenciona a los agricultores que lo hagan, y contando con esa subvención SI es rentable, por lo que hay muchos agricultores que en vez de cultivar trigo o patatas cultivan plantas susceptibles de convertirse en biodiesel.

Y esto, por desgracia, genera un grave problema a la sociedad.

El sector de la alimentación utiliza una cantidad de terreno determinada para producir los alimentos que necesita la humanidad. Si parte de esos terrenos se dedican a cultivar plantas para la producción de Biodiesel, esos terrenos ya no se dedicarán a cultivar trigo y patatas, por lo que el año que viene habrá menos trigo y patatas y éstos subirán de precio. Al subir el precio del cereal, también subirá el precio de los piensos que se usan para alimentar a los animales y por consiguiente subirán también los precios de la carne. Causa y efecto tras causa y efecto, el resultado es que donde el estado subvenciona los biocombustibles, todos los alimentos tienden a subir de precio.

Especialmente grave es la situación en Brasil, donde las subvenciones al biocombustible están provocando que miles de agricultores quemen cada año innumerables hectáreas de selva amazónica, destruyendo un ecosistema irremplazable con el fin de producir un biocombustible que solo es rentable gracias a las subvenciones del gobierno, pagadas con los impuestos de los ciudadanos.

Aún podría justificarse si fuera menos contaminante que el combustible normal, pero no lo es. Quemar biocombustible es casi igual de contaminante que la gasolina, con un agravante, que el proceso de convertir la materia vegetal en combustible es más contaminante que extraerlo del subsuelo, con lo cual, entre la contaminación producida al fabricarlo y la producida al quemarlo, no sabemos realmente si el balance total del biocombustible no será aún más contaminante que el combustible fósil.

Y si ahorra algo es únicamente en el CO2, pero no porque produzca menos al quemarlo, sino porque mantiene un supuesto equilibrio entre el CO2 absorbido durante su desarrollo y el emitido en su combustión.

En realidad, también el petróleo mantiene ese equilibrio, lo que ocurre es que libera ahora el CO2 que fue absorbido hace millones de años, cuando el nivel de CO2 en la atmósfera era veinte veces mayor que hoy en día. Por eso sorprende que quienes abominan del CO2 no se den cuenta de que en el período carbonífero había muchísima más vida vegetal que hoy en día y el nivel de CO2 era de 7.000 Partes Por Millón (Hoy en día es de 350 PPM).
Si es así, si había veinte veces más CO2 que hoy en día, y además había muchísima más vegetación, tanto como para dar de comer a los dinosaurios y para dejarnos unos gigantescos depósitos de carbón y petróleo, no es posible que el CO2 sea tan malo como dicen.

Pero dejando aparte el CO2, un motor de BioDiesel contamina prácticamente lo mismo que un motor diesel, por lo que, en mi opinión, cualquier subvención que se le de a la industria del biodiesel sólo servirá para beneficiar a algunos agricultores y a grandes empresas agrícolas, mientras que el resto de la sociedad será muy perjudicado, primero por los impuestos que se les quita a los ciudadanos para dárselo a empresarios agrícolas, y segundo, por el efecto colateral del aumento del precio de los alimentos.

 está justificado dar una subvención a la investigación y el desarrollo que permita encontrar fuentes renovables más ecológicas y económicas, de esa forma se fomentará la investigación y se encontrarán mejores soluciones. Pero mientras no se encuentre una solución más rentable y ecológica, me parece una barbaridad darle una subvención a un empresario que realiza un cultivo que no es rentable y que va a provocar un grave daño a la industria de la alimentación y al bolsillo de todas las personas que tienen la costumbre de comer todos los días.

Gas Natural

Gas NaturalIgual que el petróleo, el Gas natural se extrae de yacimientos, a veces en los mismos yacimientos petrolíferos, otras veces en yacimientos donde sólo hay gas.

El funcionamiento de la industria del Gas es similar a la del petróleo, por lo que no vamos a extendernos en ello y asumiremos las mismas conclusiones que para aquél:

El Gas será cada vez más caro.

Aunque menos que el petróleo, sigue siendo muy contaminante.

Debemos encontrar algo que sustituya al Gas y que sea más limpio y económico, o encontrar medios de conseguir lo mismo que conseguimos con el gas, pero con otras fuentes energéticas.

Biogás

Depósito de Biogás El Biogás se produce por la fermentación anaeróbica (es decir, sin la presencia de aire) de restos orgánicos. A nivel doméstico puede realizarse de una forma sencilla y económica en una casa en el campo, y permitiría producir un gas de alto poder calórico que podría sustituir al gas de las cocinas y calderas. A nivel industrial se podría producir en granjas, aprovechando los excrementos de los animales para producir gas que después podría comercializarse.
También en instalaciones de procesado de basuras de grandes ciudades, aunque antes la basura debería pasar por un proceso que separase otros muchos componentes de los residuos de las ciudades.

No obstante, aunque el objetivo es muy encomiable, los resultados apenas bastarían para satisfacer un reducido porcentaje de las necesidades de gas de una ciudad. Para una familia en el campo es relativamente fácil y barato construir un biodigestor que acumule sus propios excrementos, los de los animales que tengan y los restos de alimentos para producir todo el gas que puedan necesitar en la cocina, e incluso en un calentador de agua, pero en la ciudad no es posible hacer esto.

El Biogás puede ser una ayuda a las necesidades de gas de granjas o casas en el campo, pero intentar la producción a escala industrial supondría añadirle unos costes excesivos por el transporte y la distribución. Siendo, tal como el biocombustible, igual de contaminante que el gas, sustituir el consumo del gas por el biogás no reportará ningún beneficio al medio ambiente. Aún si mirásemos lo que supuestamente se ahorraría en CO2, el coste del transporte y distribución hace que no compense la inversión a gran escala.

Mi opinión es que el estado podría aportar ayudas a las personas que, viviendo en el campo quieran producir biogás para su propio consumo, pero subvencionar la producción industrial o la comercialización sólo ayudaría a grandes empresas energéticas y grandes terratenientes a costa de los impuestos de la mayor parte de los ciudadanos.

Perdón por la interrupción

La Ley me obliga a darte el siguiente

Aviso Legal

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.

Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.

Si lo desea, puede Ampliar Información

Aceptar Cookies

Bienvenidos a MasLibertad | ¿Quién soy yo? | Cartas al Autor | Aviso Legal sobre Cookies